Tienes dudas sobre la garantía de tu seguridad y la de tu vida familia

** Que dilema se nos presenta constantemente cuando de repente nos vemos en la necesidad de instalar en casa un sistema de seguridad con alarmas para estar más tranquilos pero no queremos que nos vigilen porque sentimos que nuestra privacidad se verá amenazada. No tienes de que preocuparte… a continuación te contamos porque la protección con cámaras de seguridad no es un enemigo dentro de tu hogar***

Cuando hablamos de los sistemas de seguridad con alarmas más seguros y modernos disponibles actualmente en el mercado español, no podemos dejar de hablar de los sistemas de vídeo vigilancia, vídeo verificación y grabación con cámaras de vídeo.

Este sistema consiste en la captación de imágenes en tiempo real en el área protegida, a través del funcionamiento habitual de los dispositivos que captan imágenes, en este caso cámaras de vídeo o cámaras de seguridad.

Estas cámaras que son potencialmente eficientes en su labor de captar imágenes en máxima resolución y total nitidez, son ubicadas de manera estratégica en los puntos más neurológicos del inmueble con la clara finalidad de garantizar que se vea cualquier movimiento que se registre en la zona protegida a cualquier hora del día.

Es, sin lugar a duda, el método más eficiente para detectar, en primer lugar el intento de ingreso de algún intruso, por supuesto determinar si logra entrara que ha hecho dentro de la propiedad, cual ha sido su estrategia, si ha abandonado el lugar y como lo ha hecho. Las imágenes grabadas pueden ser guardadas para uso de las autoridades o del propietario posteriormente.

Por razones obvias está tecnología permite conocer en tiempo real como es el movimiento que se está generando en el inmueble. Esta situación es sumamente positiva  a la hora de frustrar un intento de robo o de cualquier otro tipo de agresión pero también puede llegar a ser preocupante o inclusive alarmante si se trata de nuestra privacidad.

En reglas generales, nadie desea ser vistos mientras se encuentra descansando en casa o durante su rutina familia. Por esta razón, de manera desorientada y errada algunas personas descartan la posibilidad de instalar cámaras de vídeo verificación sobre todo dentro de casa.

Lo triste del asunto es que existe poca información real sobre el hecho de tener cámaras de seguridad en el inmueble. Pocos usuarios saben que es imposible que la empresa que presta servicios de monitoreo o de seguridad tenga acceso a las imágenes sin el permiso del cliente.

Es importante resaltar que para activar el sistema de seguridad, es decir, para que se observe la secuencia de las imágenes de los ocurrido dentro del área protegida se requiere de una autorización del propietario que se da únicamente cuando este activa el sistema  a través de claves de seguridad. De esta manera quedará sobre entendido que se está autorizando al acceso de las imágenes. De no ser así, el usuario desactivará el sistema de alarmas y las cámaras dejarán de emitir imágenes.

Inclusive cuando las cámaras de seguridad estén encendidas, la empresa que presta servicios de seguridad no podrá monitorear lo que ocurre en el inmueble a menos de que se genere una alerta, por esta razón, los sistemas de vigilancia con imágenes funcionan también con sensores de movimiento. Las imágenes se reflejarán y se grabarán únicamente cuando se detecte alguna situación de riesgo para el usuario.

La última herramienta y por mucho la más útil a la hora de acabar con ese falso mito de que los sistemas de seguridad con cámaras atentan contra tu seguridad es que precisamente estas cámaras están ubicadas en la propiedad por áreas de seguridad. Es decir, puedes activar las cámaras en determinadas áreas como la entrada principal, el jardín o el patio y desactivar los lugares en el interior de la vivienda como dormitorios, baños, cocina, oficina y estar al menos mientras estas dentro de la propiedad. De manera tal que no hay razón para temer. Tu privacidad está a salvo y tu familia también con estos novedosos sistemas de seguridad.